Cataratas Argentinas

Cataratas Argentinas
"La patria, es mi infancia"
Lo que sucede a diario, relatos de lo cotidiano, de lo fantastico. Los anhelos, los recuerdos, lo que vemos, escuchamos, tocamos, degustamos, olfateamos.
La vida, el amor, la musica, los colores.

El llanto, la risa, los estímulos, las criticas.
La amistad, el futbol, la niñez.

Perico

Perico
"Para mirar las últimas entradas pinchar sobre el perico"

lunes, 30 de marzo de 2009

"Parabola de uno mismo"

Cuando escuchaba esta hermosa canción de Alberto Cortez, de modo inmediato acudía a mi mente el recuerdo de mi padre.

Parábola de uno mismo

"Uno va subiendo la vida
de a cuatro los primeros escalones,
tiene todas las luces encendidas
y el corazón repleto de ilusiones.

Uno va quemando energías,
es joven, tiene fe y está seguro.
Soltándole la rienda a su osadía,
llegará sin retrasos el futuro.

Y uno sube, sube, sube,
flotando como un globo en el espacio,
los humos los confunde con las nubes,
subestimando a todos los de abajo.

Y uno sigue, sigue, sigue
sumando vanaglorias y ambiciones;
no sabe en realidad lo que persigue
y va de distorsión en distorsiones.

Uno es un montón de etiquetas,
es un escaparate, un decorado,
un simple personaje de opereta,
un fruto de consumo consumado.

Uno es una simple herramienta
que tiran cuando ya caen en desuso;
uno lo sabe pero no escarmienta,
sigue aferrado a la ilusión que puso.

Y uno piensa, piensa, piensa
que siempre seguirá en el candelero,
que nunca ha de vaciarse su despensa,
que queda mucha tinta en el tintero.

Y uno sigue, sigue, sigue
cautivo de su imagen, caminando.
El ego desbordado no concibe
que muchos otros vengan empujando.

Y uno va teniendo evidencias,
ya no recibe flores ni palmadas:
rechaza que empezó su decadencia,
que va por la escalera de bajada.

Uno alza su voz de protesta,
suplica por seguir estando a bordo
y duda, cuando nadie le contesta
si ha quedado mudo o si son sordos.

Y uno baja, baja, baja,
no quiere, por orgullo, lamentarse
que ya no es quien baraja la baraja
ni se ha guardado un as para jugarse.

Y uno baja, baja, baja,
desciende lentamente hacia el olvido;
hay algo en su balance que no encaja,
lo que ha querido ser y que no ha sido.

Uno queda solo en la mesa
migando su pasado amargamente,
le cuesta confesar que ha sido presa
de un canto de sirenas permanente.


Y uno es una isla desierta,
un médano en el mar, un espejismo
empieza por abrir todas las puertas
y termina a solas con sí mismo."

Letra y Música: Alberto Cortez

El domingo a la hora del crepúsculo escuchaba tirado en la hamaca paraguaya distintos temas de cantautores varios como Aute, Drexler, Silvio, Piero, Heredia, y también Alberto Cortez. Cuando llegó esta canción, no recordé a mi viejo, más bien me volví a emocionar pero viéndome reflejado en el discurrir de esta notable letra.
Escucharon lo que dije! Ey!! Me oyen! Me escuchan!

5 comentarios:

antonia obiol y corcoll dijo...

Yo no he estado arriba ni abajo... ni aplausos, ni gloria... desde pequeña aprendí a verle la cara a la gente... puede que se sufra más, pero es parejito... sin cuentos... sin renuncias...

Grandes, enormes y gigantes besos

rantifusa dijo...

tano! gracias por el mensaje del otro dia, disculpame que no pude responderte antes.. me hubiese encantado responder al toque!

te mando un abrazo!
y veo que tenemos muchas cosas en comun!!!

ci vediamo cataratas!
rambla

Marcelo Dance dijo...

Tano querido:
Todavía no se me dio por escuchar a Cortéz, ni a Serrat, ni a Silvio Rodríguez. Apenas cuatro canciones de Aute (en especial “Alevosía” y “Sin tu latido”) y un par del “yorugua” Drexler.
Pero tengo que reconocer que Cortéz es un cirujano de la canción. Suele ahondar dentro del argentino (o debiera decir del porteño) con una precisión quirúrgica.
Para cualquiera que haya pasado los 40’s es casi imposible no identificarse con esta letra, salvo que seas una planta, o una piedra, o que hayas tenido la "suerte" (dije suerte?) de llevar una vida de serena desesperación.
“Uno alza su voz de protesta,
suplica por seguir estando a bordo
y duda, cuando nadie le contesta
si ha quedado mudo o si son sordos.”
Si no fuera así, me explicás que carajo estamos haciendo en este medio?
Yo te escucho Tano, y te pienso seguir escuchando, porque nuestras diferencias surgen por querer buscar la verdad, en lugar de imponer la razón y señalar con el dedito como hacen tant@s bolud@s que andan sueltos por ahí.
Un abrazo!

antonia obiol y corcoll dijo...

Será mejor el mundo cuando se es bueno, cuando se es sabio, cuando se es cuerdo, cuamdo se es justo?

laperravia dijo...

Hola! Esta canción siempre ha sido muy especial para nosotros, y nos es muy dificil de encontrar por la red.
Alguien podria enviarnosla a nuestro email?
laperravia@gmail.com
Muchisimas gracias!